Domingo, 16 de Junio de 2019 | Corrientes - Argentina
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
 
 
La fórmula Fernández- Fernández sumó el apoyo del sindicalismo de Moyano y la CTA
Viernes, 14 de junio de 2019
Los dos candidatos tuitearon una foto junto a varios dirigentes gremiales, entre ellos, Hugo Moyano, tras una reunión de la que también participaron Axel Kicillof y Verónica Magario. No estuvo Sergio Massa.

La fórmula de precandidatos presidenciales del kirchnerismo, Alberto Fernández - Cristina Fernández de Kirchner, sumó este jueves el apoyo del sindicalismo de Hugo Moyano y la CTA, luego de una reunión con referentes del Frente Sindical para el Modelo Nacional y las distintas facciones de la Central de Trabajadores de la Argentina. No estuvo Sergio Massa, quien ayer cerró su acuerdo político con el kirchnerismo.

Ambos precandidatos tuitearon la foto desde sus cuentas, donde se los ve, en el gremio de La Bancaria, junto a dirigentes sindicales como Hugo y Pablo Moyano, el ceteísta Hugo Yasky, el docente Roberto Baradel, el estatal Pablo Micheli, el canillita Omar Plaini, el estatal Daniel Catalano, la judicial Vanesa Silei y Walter Correa (del gremio del Cuero) y el dueño de casa, el bancario Sergio Palazzo, quien actúa como articulador del espacio gremial.

También se encontraba en el lugar Axel Kicillof, precandidato a gobernador bonaerense por el kirchnerismo, y Verónica Magario, su compañera de fórmula.

La relación de Moyano con Cristina tiene una larga historia de vaivenes, con momentos de cercanía y también enfrentamientos públicos, que los mantuvieron separados durante años.

Según un comunicado del Frente Todos, la reunión fue “para coordinar medidas que permitan terminar con la recesión económica y la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores y las trabajadoras argentinas”.

La foto con los sindicalistas tuvo un atractivo adicional: fue ​la primera aparición de las dos fórmulas del kirchnerismo luego de que el miércoles cerrara el plazo de inscripción de alianzas para las PASO de agosto y las elecciones presidenciales de octubre.

Hace dos días, Kicillof y Magario se habían reunido en la Federación Nacional de Trabajadores Camioneros con el Frente Sindical y recibieron el respaldo de los dirigentes gremiales, de cara a los comicios.

En ese encuentro quedó conformada la Mesa Sindical para "acompañar y brindar apoyo" a la fórmula bonaerense y que también participará en la elaboración de las propuestas de gobierno que los dirigentes presentarán durante la campaña.

En la reunión no hubo representantes de la Confederación General del Trabajo (CGT), a pesar de que algunos de los jefes sindicales de esa central -como Héctor Daer, Antonio Caló y Julio Piumato- ya anunciaron su apoyo a la fórmula K.

Las relaciones del clan Moyano con el kirchnerismo han sido oscilantes en los últimos 15 años. El líder camionero le brindó soporte logístico a Néstor Kirchner en la pelea por las retenciones agropecuarias en 2008. Moyano se ofreció a que sus camiones siguieran transportando cosechas de exportación, algo que los productores no querían.

Pero todo cambió durante el segundo mandato de Cristina. El sindicalista comenzó a alejarse y criticar a la ex presidenta, mientras que uno de sus hijos (Facundo Moyano) se anotaba en las listas del Frente Renovador. Con ese sello, el ahora también aliado Sergio Massa enfrentó al kirchnerismo en las elecciones legislativas de 2013, en las que se terminó de sepultar una idea de re-reelección que estaba en el seno del Frente para la Victoria.

Moyano se convirtió en uno de los mayores críticos públicos de Cristina. Y hasta generó fisuras en una parte de la CGT que lo acompañó y otra que siguió tendiendo puentes con el oficialismo de ese momento. El divorcio entre la mandataria y el líder sindical también se sintió en las empresas de logística o que dependen del trabajo de gremios alineados con el camionero. Allí estaban acostumbrados a que la presión de Moyano contara con aval político. Y el nuevo escenario les generó otro margen de negociación.

Incluso, cuando era jefe de Gobierno de la Ciudad, el propio Mauricio Macri comenzó un coqueteo con Moyano y con los sindicalistas que entonces estaban cerca del camionero. El fallecido Gerónimo "Momo" Venegas, del sindicato de los trabajadores rurales, fue parte de ese espacio sindical que se acercó a Cambiemos. Fe, el partido fundado por Venegas, sigue dentro de la alianza oficialista.

Con la llegada de Macri al Gobierno, la relación de Moyano con su aliado siguió

En el ambiente político, quedó flotando la idea de que Moyano estaba más cómodo con Macri que con el kirchnerismo. Sin embargo, durante la actual administración, el líder sindical y su familia protagonizaron una batería de denuncias judiciales. El camionero creyó que hubo una mano del Gobierno detrás de esa situación.

Moyano comenzó a criticar a Macri como lo había hecho con Cristina. Y ahora llegó esta reconciliación, después de muchos años en que no hubo empatía, sino repulsión, al menos en los gestos públicos.


     
 
 

© Copyright 2015
www.informecorrientes.com | All rights reserved
Corrientes - Argentina
@informecorrientes.com