Jueves, 12 de Diciembre de 2019 | Corrientes - Argentina
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
  • Corrientes
 
 
Vélez le ganó a Colón y vivió una noche de fiesta en Liniers
Lunes, 02 de diciembre de 2019
El equipo local disfrutó el triunfo, el festejo por los 25 años de la victoria sobre Milan y el ingreso de Fabián Cubero.

La fiesta fue completa en el José Amalfitani. Con el regreso de los campeones del 94, los goles, la victoria y la despedida de Fabián Cubero. Vélez derrotó 3-1 a Colón ​y se puso a tiro otra vez, a cuatro puntos de Boca y de Argentinos, los líderes de la Superliga. Y Colón apenas fue un invitado que no se atrevió -en realidad no pudo- molestar al dueño de casa.

La síntesis de lo que pretende Gabriel Heinze de su equipo fueron esos 25 minutos iniciales perfectos. De lo mejor en la Superliga. Manejo exquisito en el medio con Giménez, Gago y Domínguez; potencia y velocidad con los extremos Almada y Janson; y pivoteo y gol con el centrodelantero Leandro Fernández. Además, posesión (76 % en ese tramo), mucha intensidad, y, sobre todo, precisión en el toque en profundidad.


En esa primera parte del encuentro, Vélez desplegó un conjunto de herramientas para el disfrute. Pero el gol que cortó la sequía de 389 minutos y cuatro partidos sin marcar llegó por un remate impecable desde afuera del área de Thiago Almada, tras capturar un rebote luego de un tiro de esquina.


El segundo, el de Leandro Fernández, fue fruto de la propuesta futbolística. Vélez ataca siempre por las bandas, pero intenta sorprender por el medio. Por eso Cufré encaró hacia adentro, Fernández le marcó el pase pero la pelota fue para Almada, quien después dejó solo al ex Independiente, que definió con un derechazo que dejó sin respuesta a Burián. Para verlo de nuevo.

Vélez tuvo el tercero en los pies de Janson, pero el arquero se quedó con la pelota. Recién después de esa abrumadora superioridad, Colón logró afirmarse en el campo, porque además el local aflojó el ritmo. Guillermo Ortiz metió un pase preciso para el Pulga Rodríguez, quien tras una pausa habilitó a Bernardi, quien entró como un avión entre Gianetti y Abram y descontó.


Con la misma actitud ofensiva, presión e intensidad que en el inicio, Vélez recuperó la tranquilidad enseguida. Farioli entregó mal hacia atrás una pelota, Gago tocó rápido para Giménez, el Tonga –mucho más productivo en ofensiva que de central- encaró y habilitó para Nico Domínguez, que entrando como "9" se despidió del Amalfitani con un gol (en enero se va al Bologna, que compró el 65 % del pase).


Vélez estuvo cerca de la goleada, que evitó Burián cuando le sacó un potente cabezazo a Fernández, o cuando el delantero falló tras un pase de Robertone. Colón ya no inquietó la valla de Hoyos y el juego pasó a un segundo plano.

Todos querían el ingreso de Fabián Cubero, la última función del jugador con más presencias en la historia del club. Para que la fiesta sea completa.


     
 
 

© Copyright 2015
www.informecorrientes.com | All rights reserved
Corrientes - Argentina
@informecorrientes.com